truco_sujetar_movil_coche

Encontrar la calle «Clara Campoamor» en un pueblo de Málaga siguiendo las indicaciones del GPS resulta incómodo y pesado, pero si al llegar a la rotonda y salir por la tercera salida (siendo obediente a la señora mustia del teléfono), la ventosa de sujeción se suelta y el móvil sale disparado… corremos un grave peligro de no encontrar a Clara Campoamor y perder la paciencia y los nervios.

Por eso, vengo a contaros la solución tan simple que encontré para sustituir a la ventosa (que jamás aguanta un trayecto entero sin soltarse): este soporte IPOW (que puedes comprar en amazon pulsando aquí) se mantiene perfectamente agarrado en la ranura del CD. Es una idea buenísima y más segura que llevar el teléfono sujeto en el cristal.

FELIZ LUNES!!!

isasa_amazon